Refugio en Melosilla

+ Inhabitat

La idea de construir un espacio para compartir con familia y amigos durante el tiempo libre fuera de la ciudad, es lo que da inicio a esta obra. El encargo es el de generar un escaparate para las actividades que convergen en torno al refugio y su contexto inmediato, tales como la vida al aire libre, el ocio y la puesta en valor de objetos de colección. El volumen que acoge dicho escaparate se desarrolla en sentido oriente-poniente con la idea de transformarse en el remate de una explanada creada en medio de la abrupta pendiente del terreno natural.

El programa arquitectónico contempla un dormitorio, un baño, un recinto para la cocina y el comedor, y una terraza equipada para preparar parrilladas. Los recintos se agrupan dentro de un único espacio, bajo una extensa cubierta que cobija las diversas actividades y desde donde es posible apreciar el paisaje exterior en todo momento, dada la disposición de un amplio ventanal apaisado en la fachada sur poniente

La cubierta, a su vez, retorna y baja como muro por el norte, generando con su inclinación un colchón de aire intersticial que protege de las altas radiaciones en verano y de las pérdidas de calor en invierno. La terraza exterior en donde se ubica el quincho se proyecta hacia el oriente, en dirección al valle cercano, desafiando la pendiente y tensionando la vista desde el interior. El refugio cuenta además con un sistema de provisión sustentable de agua caliente, a través de paneles solares ubicados en la parte superior.

Anuncios